Donar

¿ QUÉ ES LA LIMOSNA ?

Número 685

ImprimirCompatir por email

En Mateo 6,1-4 leemos: " Guardaos de hacer vuestra justicia delante de los hombres, para ser vistos de ellos; de otra manera no tendréis recompensa de vuestro Padre que está en los cielos. Cuando, pues, des limosna, no hagas tocar trompeta delante de ti, como hacen los hipócritas en las sinagogas y en las calles, para ser alabados por los hombres; de cierto os digo que ya tienen su recompensa. Mas cuando tú des limosna, no sepa tu izquierda lo que hace tu derecha, para que sea tu limosna en secreto; y tu Padre que ve en lo secreto te recompensará en público ".

" ... NO sepa tu izquierda lo que hace tu derecha.." Jesús también fue claro en cuanto al concepto que debemos tener de la limosna y del respeto que ternemos que tener hacia el necesitado.

Jesús nos dejó una tremenda enseñanza de respeto por los derechos humanos. estableció que la limosna no reemplaza al diezmo ni a la ofrenda. Es una expresión de amor hacia el necesitado y es durante la limosna cuando Jesús dijo: " ... no sepa tu derecha lo que hace tu izquierda ..." Muchos mencionan esta frase para eludir su responsabilidad de dar, en relación al diezmo y/ o la ofrenda; pero se equivocan. Jesús la expresó sólo en la relación con la limosna, justamente para respetar al que está en necesidad.

La limosna en el tiempo de Jesús formaba parte de una atención hacia el necesitado contenida en la Ley, no siempre era otorgada dentro de las normas previstas. Se humillaba demasiado al que la recibía, se equivocaba el concepto; se hacía más bien para que luciera quien otorgaba la limosna y normalmente se entregaba fuera del templo, por ejemplo en las plazas o calles principales.

Jesús critica esta situación. Censura el despiadado afán de figuración y ostentación. Jesús pone límites a esta forma de obrar, dando ejemplo de humildad y respeto por las necesidades del prójimo. Jesús eleva la condición del prójimo en necesidad y pide respeto y consideración. Además, pide privacidad cuando realicemos alguna limosna.

La limosna no debe ser ignorada por los miembros de la iglesia; como creyentes debemos atender las necesidades de los que están en indigencia. Es una manera de testificar acerca de nuestro amor al prójimo.

Dar limosna debe ser una práctica frecuente de los cristianos. Debemos hacerlo con sentido de solidaridad y no de ostentación. Debemos respetar los derechos humanos de nuestro semejantes en necesidad, así como desearíamos que se respeten los nuestros si llegáramos a estar en una situación igual.

¿Quieres leer más?
Visita otros tratados de este tema

Oración de aceptación en audio:

Comentarios en Tratados del sitio

Casa de Oración
Ayudar a cuba

¿Deseas ayudar a Cuba?

Lee el mensaje ¿Como puedes ayudar al ministerio en Cuba?

No deseo leerlo