YO SÉ EN QUIEN HE PUESTO MI CONFIANZA.

 “Por eso mismo estoy sufriendo ahora. Pero no me avergüenzo de lo que me pasa, porque yo sé bien en quién he puesto mi confianza”. 2ª Timoteo 1:12

Problemas, tribulaciones, situaciones difíciles, llámele como quieras, pero siempre están a la orden del día y el hecho de que ahora somos hijos de Dios no significa que desaparecerán de nuestra vida, no, sino que ahora ya no estamos solos para enfrentarlos, ahora tenemos a Cristo de nuestro lado y por lo tanto tenemos la victoria segura.

En este pasaje bíblico el Apóstol Pablo narra lo difícil de la situación que está viviendo por ser un servidor de Dios, pero me encanta la frase que dice: “Pero no me avergüenzo de lo que me pasa…”, y es que a veces creemos que por ser cristianos hijos de Dios, no tendríamos que pasar por tribulaciones o problemas, ¿Quién se invento esa mentira?, todos pasamos por situaciones difíciles que nos ayudan a fortalecer nuestra fe y nos enseñan a depender de Dios.

¿Cuántos cristianos hoy en día se alejan de Dios porque vinieron los problemas a su vida?, ¿Acaso Dios no es lo suficientemente Poderoso como para sacarte de cualquier situación?,

La siguiente frase del Apóstol Pablo es la que le pone la cereza al pastel: “…porque yo sé bien en quién he puesto mi confianza”, es decir, era obvio que no se avergonzaba de lo que estaba pasando porque sabía muy bien en quien había puesto su confianza, y El sabia que al poner su total confianza en Dios, entonces ESTABA SEGURO.

Hoy Dios quiere que reafirmes tus convicciones, hoy El quiere que te levantes en FE y no dudes ni por un segundo de lo que El es capaz de hacer.

Quizás estás pasando uno de los momentos más duros de tu vida y no sabes  que hacer, pero hoy te digo SI PONES TU CONFIANZA EN EL SEÑOR NO TIENES NADA DE QUE TEMER.

David dijo: “Joven fui y he envejecido y no he visto justo desamparado, ni su descendencia que mendigue pan” (Salmos 37:25) y es que así es Dios: Justo y Perfecto y honra la fe de los que le creen y no defrauda la confianza de nadie.

Hoy es día de levantarse, de no permitir que el enemigo juegue mas con nuestra mente al querer hacernos sentir unos derrotados, al contrario, hoy es día que le demostremos en quien hemos puesto nuestra confianza, porque FIEL es DIOS que nos levantará y con sus alas nos cubrirá y nos pondrá sobre la peña en lo alto para levantar bandera por nosotros.

ORACIÓN PARA ACEPTAR A CRISTO

Yo confieso que soy un pecador o pecadora, y necesito tu perdón. Me doy cuenta que viene el día en que será demasiado tarde para ser salvo o salva. Yo creo que Jesucristo derramó su Sangre preciosa, y murió por mis pecados. Estoy dispuesto a dejar mi pecado. Yo te recibo ahora Jesucristo como mi Señor y Salvador personal. Perdona mis pecados e inscribe  mi nombre en el LIBRO DE LA VIDA ETERNA. Amén