AÑO DE NUEVOS COMIENZOS.

Los nuevos comienzos son una maravillosa bendición de Dios. Están llenos de promesas, libres de problemas, y tiene un gran potencial.

Cada día es una oportunidad para cerrar la puerta al pasado y experimentar un nuevo comienzo. Aún el hecho de que Dios dividió los días en segmentos de 24 horas es una evidencia de que nosotros necesitamos comenzar vez tras vez de manera regular. Siempre hay un nuevo día, un nuevo mes y un año nuevo. Pero a fin de que nosotros podamos hacer un buen uso de estos nuevos comienzos, nosotros debemos precisamente decidir eso. Qué mejor tiempo para decidir sino es el primer mes del Año Nuevo.

Quizás has tenido problemas con depresión, ira o amargura. O quizás. relaciones y circunstancias pasadas te han agotado, y tú continúas cargado con las cenizas. Estas son heridas profundas de lastimaduras que no nunca han sido curadas. Por años haz estado creyendo por la vida abundante que Dios te promete, pero no estás dispuesto(a) a entregar las cenizas del pasado en intercambio por esta vida abundante. Las cenizas consisten en cosas del pasado como odio, amargura y falta de perdón hacia personas que te han herido, así como también actitudes negativas, queja y lástima de sí mismo(a). ¿Qué estás amontonado entre tus cenizas?

¿Estás batallando con culpa y condenación? ¿Te sientes mal por algo que tú hiciste hace muchos años, o por algo que pasó ayer? No importa cuánto tiempo haya pasado, el pasado continúa siendo el pasado. Lo que has hecho está hecho, y solamente Dios se puede hacer cargo de eso ahora. Tu parte es admitir tu error, arrepentirte, recibir el perdón de Dios y seguir adelante. En Lamentaciones 2:22,23 el profeta Jeremías nos anima con las noticias de que las misericordias de Dios son nuevas cada mañana. Yo estoy tan contento por el hecho de que Dios manda diariamente un paquete nuevo de misericordia -nosotros podemos decidir tener un nuevo comienzo ¡cada día!

Ya sean heridas del pasado, o luchas con sentimientos de culpa o condenación, o simplemente áreas de tu vida que quieres cambiar, yo creo que  este año nuevo levantará en ti una expectativa por las buenas cosas que Dios tiene para tu vida en el horizonte. Mientras el año comienza, elige tener expectativa por lo mejor. Isaías 30:18 dice: “Por tanto, Jehová esperará para tener piedad de vosotros, y por tanto, será exaltado teniendo de vosotros misericordia; porque Jehová es Dios justo; bienaventurados todos los que confían en él...”

¿Por qué no permites que este sea el año en el que decides salir del dolor y los problemas de tu pasado, seguir adelante al brillante futuro que Dios ha planeado para ti? Recibe este Año Nuevo con una decisión soltar tu fe por el regalo de Dios de un nuevo comienzo, y enfócate en Sus buenos planes para tu futuro. ¡Siéntete emocionado acerca del nuevo y fresco comienzo que Dios tiene preparado para ti!

¡Felices nuevos comienzos!

ORACIÓN PARA ACEPTAR A CRISTO

Yo confieso que soy un pecador o pecadora, y necesito tu perdón. Me doy cuenta que viene el día en que será demasiado tarde para ser salvo o salva. Yo creo que Jesucristo derramó su Sangre preciosa, y murió por mis pecados. Estoy dispuesto a dejar mi pecado. Yo te recibo ahora Jesucristo como mi Señor y Salvador personal. Perdona mis pecados e inscribe  mi nombre en el LIBRO DE LA VIDA ETERNA. Amén