¿QUÉ TIPO DE CRISTIANO SOY?

Leemos en Filipenses 3,18-20: "Porque por ahí andan muchos, de los cuales os dije muchas veces, y aun ahora lo digo llorando, que son enemigos de la cruz de Cristo: el fin de los cuales será perdición, cuyo dios es el vientre, y cuya gloria es su vergüenza; que sólo piensan en lo terrenal. Mas nuestra ciudadanía está en los cielos, de donde también esperamos al Salvador, al Señor Jesucristo;".

Los que niegan la cruz : hoy a veces se predica un cristianismo sin cruz. Esto es un cristianismo en el que participo cuando me viene bien (no, este fin de semana no voy al culto porque....). Es un cristianismo sin sacrificio y sin renuncia de uno mismo (Lucas 9,23: " Si alguno quiere venir en pos de mí, niéguese a sí mismo, tome su cruz cada día y sígame"). Si tu cristianismo no tiene cruz, haces bien en preguntarte si eres cristiano).

Los que tienen por dios a su vientre. Es decir, sólo viven para satisfacer sus deseos, lo que les gusta o lo que les apetece. Si la predicación es aburrida, si la música no les atrae, o si eso de seguir a Cristo les plantea demasiadas exigencias, entonces se quedan en casa. Vivimos en un mundo cuyo dios es su vientre, ¡no nos dejemos atraer por ese falso dios!

Los que sólo piensan en lo terrenal. Este es un cristiano que no dedica un solo pensamiento del día a su Señor. Vive pensando en lo terrenal. Y, ¿Quién no piensa en lo terrenal?, no es malo pensar en lo terrenal, lo malo es que Dios no tenga sitio en tu corazón, en tus pensamientos. Si te pasas una semana pensando sólo en cosas terrenales, pensar en Dios te dará una pereza infinita, seguir a Cristo se te hará aburrido e imposible, las reuniones interminables. Si tus pensamientos se vuelven a Dios, si la Palabra de Dios es tu alimento, si anhelas tener comunión con Cristo, entonces nunca tendrás tiempo suficiente.

Mas nuestra ciudadanía está en los cielos. Aunque hay algunos que viven así, unos parecen cristianos, pero solo de nombre, y otros son cristianos que han caído en desgracia (viven como huérfanos y como mendigos espirituales), nosotros tenemos una ciudadanía que está en los cielos, allí es donde tenemos que fijar nuestra mirada.

El Cielo, las cosas que Dios tiene preparadas. ¿Anhelas el Cielo?, ¿anhelas el día en que Jesús venga por Su iglesia?. ¿anhelas estar siempre con Él y dejar el pecado?.

Autor: Pastor Máster Miguel Calderón Valverde

correo electrónico: mcalderó[email protected]óncr.com  

ORACIÓN PARA ACEPTAR A CRISTO

Yo confieso que soy un pecador (a) en necesidad de salvación. Me doy cuenta que viene el día en que será demasiado tarde para ser salvo (a). Yo te recibo ahora Jesucristo como mi Señor y Salvador personal; perdona mis pecados e inscribe  mi nombre en el LIBRO DE LA VIDA ETERNA. Amén

ORACIÓN PARA ACEPTAR A CRISTO

Yo confieso que soy un pecador o pecadora, y necesito tu perdón. Me doy cuenta que viene el día en que será demasiado tarde para ser salvo o salva. Yo creo que Jesucristo derramó su Sangre preciosa, y murió por mis pecados. Estoy dispuesto a dejar mi pecado. Yo te recibo ahora Jesucristo como mi Señor y Salvador personal. Perdona mis pecados e inscribe  mi nombre en el LIBRO DE LA VIDA ETERNA. Amén