EL PUEBLO QUE LE REZA A UN CANTANTE MUERTO.

Quiero mostrarles con este caso como, una vez más, el pueblo católico anda alejado del cristianismo (aunque se suelen llamar cristianos), millones de kilómetros.

En el exterior de la parroquia San José del Talar (Buenos Aires-Argentina), en la mesas callejeras de vendedores de santería, puede encontrarse la foto del popular cantante Rodrigo Bueno (muerto en un accidente automovilístico en Mayo de 2000), junto con las de San Cayetano ("patrono del pan y el trabajo") y las de "María, la desatanudos" (advocación cuya imagen se expone para veneración dentro de esa misma parroquia).

Investigan el éxito, la tragedia y la "santificación" de Rodrigo Bueno: "..hay un aspecto místico que tiene que ver con «San Rodrigo», con gente que dice que tiene un póster de Rodrigo que llora lágrimas de sangre, o que le construye una cruz de 6 metros de alto porque le concedió un deseo pedido en su santuario.." (Periódico Ambito Financiero, Bs. As. miércoles 18 de diciembre de 2002, página 3).

Un hombre que habitualmente consumía drogas, presentaba extraños cuadros de personalidad en los cuales llegaba a lastimarse a si mismo, fue declarado "santo" por la devoción popular.

Esto no es más que un reflejo que la gente necesita creer en algo y el catolicismo no les ofrece lo que puede llenarlos, porque su corazón está distanciado de la Palabra de Dios.

La Biblia dice: "Porque hay un solo Dios, y también un solo mediador entre Dios y los hombres, Cristo Jesús, hombre también" (1 Timoteo 2,5) . "Jesús contestó: Yo soy el Camino, la Verdad, y la Vida. Nadie viene al Padre sino por mí" (Juan 14,6). 

La oración se debe dirigir a Dios Padre en el nombre de Cristo, como él mismo nos instruye en (Juan 16,23). "En verdad, les digo: Todo lo que pidan al Padre en mi Nombre, él se lo dará". No es correcto orar o rezar a Dios en ningún otro nombre, sea el de Pedro, o de Tomás, Rodrigo o de María; y menos correcto todavía es pedir algo directamente a estas personas humanas. 

Toda oración bíblica se dirige a Dios Padre en el Nombre de Cristo. "Sólo a Dios debes adorar."

 Autor: Máster Miguel Calderón Valverde

 correo electrónico: mcalderó[email protected]óncr.com

 

 ORACIÓN PARA ACEPTAR A CRISTO

Yo confieso que soy un pecador (a) en necesidad de salvación. Me doy cuenta que viene el día en que será demasiado tarde para ser salvo (a). Yo te recibo ahora Jesucristo como mi Señor y Salvador personal; perdona mis pecados e inscribe  mi nombre en el LIBRO DE LA VIDA ETERNA. Amén.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 


 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 


 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

ORACIÓN PARA ACEPTAR A CRISTO

Yo confieso que soy un pecador o pecadora, y necesito tu perdón. Me doy cuenta que viene el día en que será demasiado tarde para ser salvo o salva. Yo creo que Jesucristo derramó su Sangre preciosa, y murió por mis pecados. Estoy dispuesto a dejar mi pecado. Yo te recibo ahora Jesucristo como mi Señor y Salvador personal. Perdona mis pecados e inscribe  mi nombre en el LIBRO DE LA VIDA ETERNA. Amén