LA INQUISICIÓN ROMANA (PARTE 2)

" Hubo también falsos profetas entre el pueblo de Israel; y así habrá falsos maestros entre ustedes. Ellos enseñarán con disimulo sus dañinas ideas, negando de ese modo al propio Señor que los redimió; esto les atraerá una rápida condenación. Muchos los seguirán en su vida viciosa, y por causa de ellos se hablará mal del camino de la verdad. En su ambición de dinero, los explotarán a ustedes con falsas enseñanzas; pero la condenación los espera a ellos sin remedio, pues desde hace mucho tiempo están sentenciados" (2 Pedro 2,1- 3).

¿Qué fue la "santa Inquisición" ? Recuerdo cuando Juan Pablo II volvió a pedir perdón por "los métodos no evangélicos" que utilizó la Iglesia entre los siglos XIII y XVIII para perseguir y destruir brujas y herejes. Una defensa de la fe que se valió de hogueras e instrumentos de tortura.

Uno de los documentos papales en que se ordenó la persecusión a los "herejes", fue el inhumano "Ad Exstirpanda"(Para ser Exterminados), que fue editado por el papa Inocencio IV. Este papa, decretó en el año 1252 que los gobiernos seculares debían arrestar y ejecutar a todos los cristianos que no fueran católicos.

Este documento declaraba que los herejes tenían que ser aplastados como serpientes venenosas. También en esta Bula papal se aprobó formalmente el uso de la tortura contra los "herejes".

Quiero mencionar torturas como la del uso del estante. Esta era una larga mesa en la cual el acusado era amarrado de las manos y pies y lo estiraban por cuerdas y tablones hasta dislocarle las coyunturas y causarle gran dolor. Para arrancarles las uñas usaban grandes pinzas o las ponían al fuego para después aplicarlas en las partes más sensitivas del cuerpo. Tenían un destornillador de dedos, que era un instrumento hecho para desarticular los mismos.

Para el Santo Oficio (Tribunal de la Santa Inquisición, que surgió en el siglo XIII para combatir herejías ), el mayor pecado era seleccionar y descartar algunos de los principios que integraban el conjunto de la fe católica, considerada una verdad indiscutida y la única garantía de la supervivencia no sólo de la misma Iglesia, sino también del Estado, del orden público y de las autoridades constituidas. ¿ Fue este el método por Jesucristo para salvar a las personas ?

 Autor : Máster Miguel Calderón Valverde                       correo electrónico: mcalderó[email protected]óncr.com

 

 ORACIÓN PARA ACEPTAR A CRISTO

Yo confieso que soy un pecador (a) en necesidad de salvación. Me doy cuenta que viene el día en que será demasiado tarde para ser salvo (a). Yo te recibo ahora Jesucristo como mi Señor y Salvador personal; perdona mis pecados e inscribe  mi nombre en el LIBRO DE LA VIDA ETERNA. Amén.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

ORACIÓN PARA ACEPTAR A CRISTO

Yo confieso que soy un pecador o pecadora, y necesito tu perdón. Me doy cuenta que viene el día en que será demasiado tarde para ser salvo o salva. Yo creo que Jesucristo derramó su Sangre preciosa, y murió por mis pecados. Estoy dispuesto a dejar mi pecado. Yo te recibo ahora Jesucristo como mi Señor y Salvador personal. Perdona mis pecados e inscribe  mi nombre en el LIBRO DE LA VIDA ETERNA. Amén